Desde luego esto es una simple corrección. Hemos tenido un primer trimestre muy bueno con unas revalorizaciones importantes y en el día de hoy parece lógica la toma de beneficios. El mercado se tiene que ir acomodando a las novedades y digiriendo la política monetaria estadounidense.
 

En principio las previsiones de la Fed publicadas en marzo hablaban de dos subidas más y el mercado las está descontando entre junio y septiembre, y además de manera más clara después de leer las actas. Si quiere reducir el balance tiene todo el sentido esas estimaciones.

Lo que todavía no nos han indicado es cómo iba a ir produciéndose. En definitiva es política monetaria restrictiva. Tiene la lógica de ir acomodando esa política monetaria. Esto explica que en su mapa de previsiones no contemplaran una cuarta subida.

El petróleo lo que viene haciendo es moviéndose al alza. Superó los 50 dólares y luego en función de cómo sean las noticias de producciones e inventarios de países OPEP y no OPEP. Hay otro factor importante y es que el crecimiento internacional es bueno. Nos movemos en la parte de la oferta, pero también en la parte de la demanda, que vemos que ha repuntado. Las noticias que seguimos teniendo desde China es que el crecimiento sigue estando por encima del 6%. La zona de los 50 dólares está funcionando como suelo.

Declaraciones a Radio Intereconomía