A pesar de la volatilidad reinante en el secundario, en el segundo semestre se espera que la inversión en renta variable sea la que genere mayor rentabilidad a medio plazo, ya que, aunque las caídas no se descartan, incluso por debajo de los mínimos más recientes, al final la tendencia global del mercado será al alza.
La cautela que domina el mercado es la actitud normal tras las correcciones sufridas y las caídas que han superado el 20% en el caso de los emergentes. Y a esto se suman los temores ante la publicación de datos macroeconómicos que pueden provocar movimientos económicos negativos.