Una cosa es la viabilidad de su negocio ,a nivel de red comercial, y otra su cotización. Los inversores están empeñados en estar en una compañía que, si no ahora, llegará a valer cero euros.

Cuando se deposita la fe en la toma de decisiones de los políticos hay poco que podamos esperar pero también, como hemos agotado el plazo que teníamos hace unos meses, estamos en una fase crítica que no se puede demorar mucho más. Cuando tienes una desunión Europea, es difícil que haya una solución positiva. Las bolsas están tan deprimidas que pueden tener un rally del 5-10% y no pasa nada, puedo seguir comprando compañías muy buenas y baratas. A niveles de índices, lo normal es que se mantengan bastante planos.

Bankia. No tiene ningún tipo de futuro. No estoy diciendo que el negocio de Bankia o su viabilidad de cara a los millones de clientes y el plan de reestructuración que tiene no sea bueno, como oportunidad de inversión no lo era ni en el momento de salir a bolsa, ni a principios de año ni ahora que se dirige a cero euros. Lo que no pueden entender los inversores es que siguen atados a una inversión que no está abocada a recuperar niveles. Tocar el sector bancario ahora mismo es una temeridad, y la bolsa no está para esto.

Credit Agricole. Nunca me ha tranquilizado que un banco tenga todo provisionado, pero hay que mirar no el volumen de activos que tiene un país sino el coste que tiene en sus balances. Tiene un volumen brutal de deuda pública en su balance, y dentro de ésta, española. Hay funcionado muy mal para los gestores pero el hecho de que acumule mucha deuda, hace que no tenga mucha esperanza en la compañía. Cuando a Francia le bajen el rating – que lo harán- los bancos seguirán sufriendo.

OHL. Gran compañía y, mientras mantenga la calidad de sus activos, es una opcióna tener en cuenta. Tradicionalmente ha sido su política. La operación con Abertis fue valorada de forma negativa por el mercado.

Alcatel. No tendría ningún tipo de prisa por entra ren el mercado, está en un sector cíclico y se verá afectado por la evolución económica por lo que no entraría en un sector industrial como en el que está Alcatel.

Declaraciones a Radio Intereconomia