Aena prepara su salida a bolsa con resultados récord. La compañía, que ha actualizado a los analistas las cifras más reicentes, presume de un crecimiento del 8.7% en el beneficio neto hasta septiembre. Unas cifras que arrojan unos resultados récord para el gestor aeroportuario. 
 
A pocos días de conocer si definitivamente Aena dará el salto al parqué o no el próximo mes de febrero - previa aprobación de la operación por el consejo de ministros el próximo viernes 23 de enero - la compañía ha decidido dar un paso al frente y presumir de sus cifras del tercer trimestre del año. En una conferencia telefónica, el gestor aeroportuario ha ofrecido a los analistas un crecimiento del 8.7% hasta septiembre, que deja en los 371 millones de euros el beneficio neto de la compañía.  Unas cifras que dejan un beneficio bruto de explotación (Ebitda) superior a los 1.800 millones de euros. Cifras récord que además se vieron acompañadas de un incremento del tráfico, que creció con fuerza el año pasado gracias al tirón de los aeropuertos turísticos. 

Según las previsiones de AENA, se espera que tras la aprobación por parte del Consejo de ministrios ese mismo día se apruebe el folleto de emisión por parte de la CNMV  para arrancar el próximo 26 de enero. 

En los nueve primeros meses de 2014, los ingresos ordinarios de AENA crecieron un 5.1% hasta los 2.328 millones de euros, con unos ingresos totales que crecieron un 6.3% y una mejora del EBITDA del 15%, hasta los 1.460 millones de euros.  Por otra parte, los servicios aeroportuarios generaron 1.725 millones; los comerciales 477.3 millones y los servicios fuera de terminal, 120.7 millones. 

Estos datos de cierre de año confirman las tendencias previamente establecida. Con estas cifras sobre la mesa, Aena confía en enfilar su nuevo intento de salir a bolsa con un renovado apetito de los inversores institucionales, aliados absolutamente necesarios para este proceso, ya que a ellos va dirigida el 90% de la colocación, un salto al parqué que Fomento confía en poder llevar a cabo el próximo 11 de febrero.

La OPV contempla una banda de precios de entre 41,5 y 53,5 euros por título, lo que supone valorar todo el grupo entre 6.225 y 8.025 millones de euros, lo que permitirá al Estado ingresar entre 3.050 y 3.932 millones con la venta de un 49% del capital. Estos números son los que se diseñaron para el fallido intento de colocación del pasado ejercicio.