A pesar de la posibilidad de que la fusión Abertis-Autostrade no salga adelante, la compañía española lo está cotizando positivamente. Cualquier noticia que descartaba que la operación saliera adelante siempre ha beneficiado a Abertis que también se ha visto impulsado por el posicionamiento en otros sectores y apertura de nuevos caminos ante un posible 'no' con los italianos.
No podemos negar la evidencia y el cierre del vienes en Nueva York hace que se ponga todo en tono positivo para preparar el cierre de este año. Muchas posiciones se toman de cara al año que viene y como parece que el índice no va a corregir más allá de los 14.000 puntos todo el mundo tiene bastantes prisas por entrar, lo que nos anima a pensar que el tono ha de ser positivo en los próximos días. No hay nada que pueda enturbiar esta evolución salvo que saliera alguna sorpresa.