¿Qué se le pasa por la cabeza cuando escucha que un internacional ha entrado en el capital de una compañía de pequeña capitalización?
 
Probablemente la primera pregunta será siempre la misma, ¿qué compañía es esa? Más cuando hablamos de small caps de todo el mundo, cuyo universo es incapaz de abarcar para una mente humana. Hay que tener en cuenta que los índices Russell, los más conocidos, llegan a incluir hasta 3.000 empresas.

La segunda pregunta que probablemente se harán es, ¿por qué ha invertido este inversor institucional? Desde luego, si no decide seguir sus pasos, la compañía ha conseguido, cuanto menos llamar la atención de un inversor que en mucho de los casos habría podido pasar una vida en el parqué neoyorkino sin conocer su existencia.

Más cuando en las últimas semanas, las empresas de pequeña y mediana capitalización se han caracterizado por protagonizar sonoras caídas en bolsa. Los fantasma de un selloff inminente, o de un crash, si se hace caso a los expertos menos optimistas casi siempre provocan la misma reacción. Cuando hay que comenzar a rotar carteras y optar por valores seguros, las small caps suelen estar la mayoría de las veces en la lista de posibles candidatos a la venta.

En la actualidad en el mundo hay casi 270 empresas con más de una tercera parte de su capital en manos de inversores institucionales. ¿Significa esto que si invierte en ellas sus ahorros van a estar protegidos ante el cataclismo? No. En absoluto. Significa que si los institucionales confían en esa empresa probablemente sean capaces de aguantar una mala racha. Y si ellos aguantan, normalmente las crisis de histeria en la bolsa podrían reducirse –sólo podrían-.

Pero, atención, también significa que si los institucionales se cansan, la estampida de la acción podría ser histórica. Aunque es cierto que normalmente este tipo de inversores no suelen deshacer sus posiciones de la noche a la mañana, sino que tienden a ser salidas consensuadas, paulatinas o, incluso, planeadas.

Así que, si es usted uno de esos inversores a los que las pequeñas de pequeña y mediana capitalización suelen provocarle, cuanto menos, inquietud, esta es la lista de las 10 small caps cotizadas estadounidenses con más presencia en su accionariado de institucionales.

1- Tanker Investments: Es una compañía noruega especializada en los cargueros de petróleo de mediano tamaño. La empresa salió a cotizar en el primer trimestre de este año. Desde máximos de marzo, sus acciones caen un 14%. En estos momentos, un 39,9% de su capital está en manos de institucionales. Los datos muestran que un 12,9% de las acciones ha cambiado de manos institucionales este año. Lógico, cuando la empresa ha pasado por una salida a bolsa.

Tanker investments

2- Biota Pharmaceuticals: La cotizada tiene un 39,9% de su accionariado en manos de institucionales. Este año han cambiado de propietarios un 6,2% del total. Pertenece al sector de las farmacéuticas de pequeño tamaño, muy castigada en los meses de marzo y abril.


Biota en bolsa


3- HMS Network: También tiene un 39,9% en carteras de institucionales. Es una compañía alemana que se dedica a fabricar tecnología de comunicación para la industria de la automoción. Sus títulos suben un 30% desde mínimos y los grandes inversores prácticamente no han movido sus participaciones.

4- Artesian Resources Corporation. Clase A. Es una compañía de gestión de agua en Delaware, con un 39,8% de su accionariado en manos de institucionales. En un año de castigo sin igual para las small caps, cae un 9% desde máximos. Los institucionales no han vendido prácticamente ni una acción en lo que va de año.

5- Heijmans es una promotora holandesa que este año sube alrededor de un 10% en bolsa y que posee un 39,8% de su capital en manos de grandes inversores y del que este año prácticamente no se han movido.

6- Batm Advaced Communications es una empresa israelita con dos divisiones, la de tecnología y la de material de laboratorio que exporta, básicamente a Estados Unidos y Alemania. En estos momentos tiene un 39,8% de su capital en manos de institucionales, aunque recientemente se han realizado cambios de casi un 15%. La empresa es muy irregular en bolsa y cae alrededor de un 10% desde sus máximos en enero.

7- XLMedia. Es otra empresa que cotiza en Londres especializada en el marketing digital que este año apenas se ha movido en bolsa y que tiene un 39,8% de su capital en manos de institucionales. Cuando se observa el fuerte movimiento en el cambio de dueños este año –se han intercambiado casi el 75% de su capitalización- no hay que asustarse. La empresa salió a cotizar este mismo año en la City.

8- Teekay Tankers es otra empresa que se dedica al transporte de crudo y como la anterior tiene un 39,8% de su capital en manos de grandes inversores. Sus acciones suben desde enero casi un 30% en bolsa.

9- Affinity Education Group es una compañía australiana que posee casi 60 centros de educación en su país y que comenzó a cotizar en 2013. La empresa tiene un 39,7% de su capital en manos de institucionales; alrededor de un 14% se ha movido de manos este año.

10- iSelect
es una aseguradora australiana que tiene más de un 39,5% de su capital en manos de institucionales. Este año llegó a caer casi un 30% de su valor en bolsa, aunque ya ha recuperado casi un 25%.