La enseña de la manzana prepara el split de sus acciones pero, ¿cuál es la mejor estrategia para el inversor? ¿Es el momento de entrar ahora o después de que se efectúe? Los analistas opinan.
El pasado 24 de abril fue un día que muchos inversores de Apple esperaban. Más allá de que se presentaron los resultados trimestrales, se presumía que podía ser un día interesante por el anuncio de una serie de medidas que varios reclamaban. Entre ellas, destacaba el incremento del programa de recompra de acciones de 60.000 a 90.000 millones de dólares y la oficialización del split de sus acciones.

Ambas eran atraían un calado importante para gran parte de su accionariado. Tanto, que hasta se llegó a satisfacer a uno de sus grandes inversores, Carl Icahn, que solicitaba que la firma con sede en Cupertino ampliase la adquisición de sus títulos. Y así fue. La compañía californiana comenzaría una estrategia, después de una larga lucha que llevaban a cabo sus accionistas en su junta anual.

Pero, efectivamente, eso no fue lo único. Finalmente, se dio el ok al split de las acciones en bolsa con la fórmula de 7x1. Es decir, cada accionista de Apple recibirá 7 acciones por cada una de las que posee en la actualidad. Esta operación se realizará el 9 de junio, por lo que la cuestión que surge es: ¿Qué movimientos son más interesantes para invertir? Los analistas explican su punto de vista y sobre las posibilidades que puede ofrecer las acciones de la compañía tecnológica.

Evolución de las acciones de Apple (12 meses)
Cotización de Apple


Entre otros, Rafael Ojeda, analista independiente, destacaba recientemente que “es un movimiento que deberían haber hecho ya en algún momento”. Desde su punto de vista cuando Apple cotizaba en casi “1.000 dólares por acción no quisieron realizar el split para evitar volatilidad”, mientras que se han decidido a hacerlo ahora “para darle más vida al valor”. (Ver vídeo)

En cuanto a qué podría suceder al activo en bolsa a partir de ahora, Ojeda señalaba que “tiene más recorrido, a pesar de que en la presentación que han hecho del producto, no han sacado nada de hardware”. Aunque, eso sí, avisaba que “habría que se cautos a la hora de tomar posiciones” puesto que este “split” “va a dar mucha más volatilidad y la empresa no tiene productos nuevos en mercado, al mismo tiempo que la bolsa neoyorkina está muy alta”.

Sin embargo, no ha sido el único que se ha posicionado al respecto de esta situación. Alex Gauna, estratega de JMP Securities, aseguraba que en su opinión, “los inversores minoristas tendrán un interesante punto de entrada cuando el split se haya realizado (a los precios actuales, cotizará a unos 80 dólares por título)”.

Además, analizaba que la idea sería comprar “las empresas asociadas al negocio de Apple, con el objetivo de diversificar la inversión”. De esta forma, por ejemplo, apostaría por compañías como “ARM Holdings, fabricante de semiconductores, Skyworks Solutions y Knowles, que suministran micrófonos para Apple y Samgung”.

El analista apuntaba que esta fuerte apuesta se debía a que estas firmas “están creciendo a un ritmo más rápido que la propia Apple” por lo que “seguirán subiendo al calor del lanzamiento del iPhone 6”, una vez que se lance.

Entretanto, otro que también salía a la palestra a dar su visión era el analista de CMC Markets, Michael Hewson. El experto apuntaba que el split “hará posible otra vez la inversión del pequeño inversor en Apple”.

También, Hewson añadía que “el alto precio de las acciones del fabricante del iPhone” fue uno de los obstáculos a su incorporación al Dow Jones, puesto que el índice tiene su ponderación basada en el precio y a los precios actuales la empresa tendría “demasiado influencia” en los movimientos del selectivo.

Para el equipo de análisis te Morgan Stanley, Apple es una oportunidad de inversión. Es por ello por lo que recomienda sobreponderar el valor, pese a que en su última conferencia no anunciase ningún cambio de especial relevancia. Pero estaríamos ante un punto bueno de entrada –de hecho sitúan su precio objetivo en torno a los 690 dólares– puesto que una vez que lance nuevos productos las acciones podrían actuar de manera muy positiva.