Los bancos españoles están en el punto de mira a una semana de que el BCE se pronuncie. Estos valores no pierden las esperanzas de que el organismo inicie una compra nueva de activos de deuda o, al menos, deje la puerta abierta para hacerlo próximamente. Además, el próximo mes también tendremos la segunda subasta de TRTLO. Así enfrentan nuestros bancos estas fechas clave.


BANCO POPULAR
Banco Popular es uno de los valores del sector que presenta una peor situación técnica. Su precio se ha visto enredado en un canal bajista desde que marcara máximos en abril en los 5,9 euros. Desde entonces se mueve arriba y abajo rebotando en la llegada de la parte baja y frenándose en la parte alta. Actualmente, dentro de este rango, está buscando la parte alta, que pasa por los 5 euros. Una ruptura por encima sería muy positiva. Sin embargo, si el precio se frena en ese nivel, sería esperable que volviera a retroceder hasta los 4 euros.

Además, por este nivel de los 5 euros pasa la media móvil de 200 sesiones, por lo que cierres por encima de este nivel proporcionarían un mejor estado técnico, tanto para el medio, como el largo plazo. 

popular



BANCO SABADELL
La situación técnica de la entidad catalana es casi un espejo de la de Banco Popular. Sabadell también se ha visto involucrado en un canal bajista, aunque en este caso, más tarde, desde los máximos anuales marcados en junio. Tras marcar 2,65 euros, el valor ha ido dibujando máximos y mínimos decrecientes y acumulando una caída del 15%. Actualmente el precio se acerca a la parte alta del canal, en los 2,35 euros. Cierres por encima de este nivel llevarían al traste al canal bajista y, además, aportarían una mejor situación técnica para el medio y largo plazo, puesto que por la zona de 2,35 euros también pasa la media móvil de 200 periodos.

En cambio, si Sabadell se frena en los 2,35 euros, lo más probable es que se dé la vuelta para buscar la parte baja del canal que pasa por los 1,90 euros. De hecho, se observa debilidad de volumen en las subidas, por lo que, a menos que llegue un catalizador externo, tipo anuncio de nuevas medidas por parte del BCE, es complicado que veamos a Sabadell escapar de las garras del canal bajista.

sabadell



BANKIA
La cotización de Bankia ha sido, sin duda, la más plana de todos los bancos españoles durante este año. Se ha pasado prácticamente el ejercicio entero moviéndose en un rango lateral, pero en las últimas semanas ha mostrado una preocupante debilidad, ya que no ha logrado acercarse a la parte alta. Bankia está viéndose presionada a la baja y estrechando el lateral hacia el suelo del rango. Así pues, desde mediados de septiembre, tras tocar los 1,55 euros ha dibujado una directriz bajista que está sepultando al precio. De hecho, ayer mismo el valor intentó un escape alcista sin éxito. Bankia se ha quedado a las puertas de mejorar su aspecto técnico y, hasta que no supere la zona de 1,40 euros, seguirá condicionada por la directriz bajista y podría ceder hasta los 1,34 y los 1,29 euros, sucesivamente.

A medio plazo habría que exigir algo más a Bankia para que mejorara su situación técnica, pues debería escapar del lateral en el que se mueve para dar fiabilidad. Esto pasaría por cotizar por encima de 1,55 euros.

bankia



BANKINTER
La situación de Bankinter, tanto dentro, como fuera del gráfico, es quizás la más boyante de todos los bancos cotizados. El valor se encuentra cotizando en zona de máximos históricos –descontados dividendos- en los 7 euros, una cota que no tocaba desde hacía siete años. Al encontrarse en subida libre, es incierto el potencial que podemos darle por técnico, ya que no existen referencias más arriba.

No obstante, a corto plazo, no podemos descartar nuevas subidas en Bankinter mientras se mantenga por encima del soporte de los 6,5 euros, aunque su RSI marcar niveles de sobre compra, por lo que podríamos asistir a correcciones de descanso en próximas sesiones, aunque los especuladores bajistas no descuentan grandes caídas, pues han reducido su presencia en el último mes (del 1,12% en octubre, al 0,75% actual).

bankinter



BANCO SANTANDER
La entidad encabezada por Ana Patricia Botín., con una renovada cúpula directiva, cotiza ya alegremente por encima de los 7 euros. Esto le ha conferido mejor situación técnica a corto plazo, ya que ha supuesto la superación de la directriz bajista que nació hace dos meses y también la media de 200 sesiones.

Pero, una vez superado este escollo, Santander tiene por delante otra meta, romper los 7,50 euros y volver a montarse en la directriz alcista de largo plazo que nació el verano de 2013. Una vez encima, podría subir a 7,72 euros y, de ahí a los máximos históricos –precios descontados dividendos- en 7,85 euros. (Estrategia sobre Santander en nuestra Cartera Premium)
 
santander



BBVA
Aunque Santander y BBVA nos tienen acostumbrados a ir de la mano, parece ser que este año se han despegado. La situación técnica actual de BBVA es bastante peor que la de la entidad cántabra. De hecho, BBVA perdió recientemente la parte baja del canal ligeramente alcista en el que se movía desde octubre del año pasado. Al caer por debajo de 8,50 euros la cosa se complicó, aunque en la última sesión se ha intentado meter otra vez en el canal. Si BBVA no perdiera la parte baja, su siguiente objetivo pasaría por superar los 9 euros, rompiendo con ello la directriz bajista que arrastra desde septiembre.

Una vez rotos los 9 euros, BBVA iría directo a máximos anuales, en los 9,75 euros. Además, por los 9 euros también pasa la media móvil de 200 sesiones, por lo que su aspecto técnico mejoraría considerablemente aunque, ojo, por se observa un volumen creciente en las caídas, lo que resta credibilidad a las subidas. (Estrategia sobre Santander en nuestra Cartera Premium)

bbva



CAIXABANK
La entidad catalana ha sido una de las que mejor se ha comportado en las últimas semanas, aunque durante todo el año se ha movido dentro de un claro canal lateral comprendido por los 4 euros por la parte baja, y por los 4,60 por la parte alta. En septiembre protagonizó un escape a este canal lateral y logró marcar máximos históricos –descontados dividendos- en los 4,86 euros. Sin embargo, desde ahí se dio la vuelta para regresar al canal lateral. De hecho, cayó hasta los 4 euros en los que ha vuelto a rebotar.

Actualmente Caixabank está acercándose a la parte alta del canal, en los 4,60 euros. De romperlos, el valor irá a buscar los máximos anuales e históricos pero, si no lo logra, se verá irremediablemente condicionada por el mencionado lateral.

caixabank