Este año las compañías del Ibex 35 trasferirán a los accionistas su mejora de beneficios, aumentando, en todos los casos, el importe por acción que repartirán en forma de retribución. Este 2015 supondrá un antes y un después para la historia de los dividendos de los últimos años en nuestro país. Mire cuáles son las compañías más dadivosas y más agarradas de nuestro selectivo. 

Si miramos el monto efectivo total que reparten las cotizadas del Ibex 35 por acción, es decir, su DPA, se podría decir que Red Eléctricaes la compañía más generosa con sus accionistas, pues tanto en 2013, como previsiblemente en 2015, ha sido y será la empresa que mayor retribución reparta por acción. Se espera que Red Eléctrica dé, con cargo a las cuentas de 2015, 3,17 euros por título en concepto de dividendo, mientras que su BPA será de 4,52 euros. Esto nos lleva a pensar que Red Eléctrica aumentará el pay out (parte de los beneficios destinada a pago de dividendos) hasta el 70%, desde el 65% actual. De hecho, el presidente de Red Eléctrica, José Folgado, ya manifestó a finales del año pasado su intención de aumentar el pay out al 70% en próximos ejercicios.Esta política comulgaría con la de sus homólogas españolas.

En cambio, las compañías más “roñosas” o, en otras palabras, que menos beneficio por acción destinarán este año al pago de dividendos serán Gamesa, que repartirá un dividendo por acción de 0,10 euros frente a los 0,55 euros por título que ganará (pay out del 18,18%); OHL, cuyo BPA ascenderá este ejercicio a 2,89 euros, de los cuales sólo repartirá en beneficios 0,66 euros (pay out del 22,83%); y Acciona, cuyo BPA será de 2,66 euros, frente a los 0,59 euros de dividendo por acción (pay out del 22,86%). 

bpa y dpa 2015



Otra compañía que ha destacado por su reparto de dividendos es Endesa, también perteneciente al sector energético. El año pasado Endesa desvirtuó las estadísticas al repartir el mayor dividendo de la historia del mercado español: 13,8 euros por acción. Por un lado, Endesa pagó 7,795 euros brutos por título por la venta de sus activos en Latinoamérica a Enel por 8.252 millones. Por otro lado, abonó 6 euros brutos. ¿Qué supuso esto? Aunque pueda parecer que Endesa fue muy dadivosa con sus accionistas, lo cierto es que este dividendo fue contraproducente, todo un “canto de sirena”, pues supuso la descapitalización de la empresa española a manos de Enel, su principal accionista. Al repartir Endesa un dividendo por acción superior al beneficio por acción, se descapitalizó y tuvo que financiar esta retribución por otros medios. En concreto, Endesa financió este dividendo mediante un préstamo de 4.500 millones a 10 años a un interés fijo del 3% y una línea de crédito de 1.000 millones referenciado al euríbor más 0,6%, comprometidos por Enel Finance.

Además, Endesa se ha comprometido a aumentar al menos un 5% el dividendo de 2015, y otro 5% el de 2016. Todos estos pagos se realizarán íntegramente en efectivo. Esto quiere decir que la compañía pagará al menos 0,798 euros brutos en el ejercicio 2016 (con cargo a las cuentas de 2015), lo que supondrá destinar un 83% de los beneficios esperados a dividendos. Claramente Endesa es una apuesta para los que sólo buscan dividendos pues, como explica José Lizán, gestor de SICAV de Auriga SV, "los altos pay out están garantizados porque ahora pesan más los intereses de la matriz Enel por desapalancarse, por lo que, todo euro que gane Endesa en España, se convertirá en dividendo".

bpa y dpa 2014



Hoy por hoy, Repsol es la compañía del Ibex que más rentabilidad por dividendo ofrece, un 6,88%, sin embargo, en términos de efectivo, la petrolera pierde puestos en el ranking. En 2013 era la sexta compañía que más dividendo repartía (0,99 euros/acción), en 2014 ascendió al cuarto puesto (2 euros/acción), pero este año volverá a caer para situarse, de nuevo, en el sexto puesto con un reparto de 0,98 euros. Repsol tiene el compromiso de destinar un 40-55% del beneficio a dividendos. Esto ha posibilitado que la petrolera haya aumentado el importe repartido como dividendo en los últimos años. Pero, si los beneficios de 2014 y 2015 caen, como prevén los expertos, aunque se mantenga el pay out, ya de por sí la petrolera estará destinando una cantidad de dinero inferior a sus accionistas. Además, Victoria Torre, de Selfbank, recuerda que "el dividendo de este año será menor, ya que el dividendo especial que repartía en el año 2014 de un 1 euro por acción, debido a la compensación del gobierno argentino por la expropiación de YPF, ha llegado a su fin".

Banco Santander ha sido, hasta este año, la compañía que mayor rentabilidad por dividendo aportaba. Sin embargo, debido a la ampliación de capital y recorte de dividendo llevado a cabo en enero, también Santander ha bajado en el ranking de mayores dividendos efectivos. En 2013 y 2014 Santander repartió religiosamente 0,60 euros por acción, superando el beneficio por acción, lo que suponía, de hecho, descapitalizar a la compañía, aunque, gracias al efecto del scrip dividend (cobro del dividendo en acciones, opción por la que apostaban la mayor parte de los inversores) esta descapitalización no era real, pues no salía dinero efectivo de la caja. Pero este año, con la vuelta progresiva a los dividendos en efectivo, Santander repartirá 0,24 euros por título, lo que supondrá un pay out del 43,63% y no descapitalizará a la compañía. 

dividendos por acción 2013 2014 y 2015