Ayer el Ibex 35 dio carpetazo al mes de marzo y también al primer trimestre. Ambos periodos han sido de verdadero vértigo para el Ibex 35 y, especialmente para valores como Abengoa B y Gamesa, que han subido lo indecible. En cambio, al lado contrario encontramos a ArcelorMittal, que no se quita el San Benito de bajista ni para atrás. 

En el mes de marzo el Ibex 35 logró subir un 3%, pero en el trimestre logró cuadriplica esta subida, logrando repuntar un 12%. El Ibex 35 se convierte, en cuanto a revalorización acumulada, en el último de los vagones de la locomotora europea, pero lo cierto es que su situación técnica ha mejorado exponencialmente en estos meses. De hecho, José Luis Cárpatos, colaborador de Estrategias de inversión, comenta que “mientras se mantenga por encima de 11.200 puntos, su objetivo son los 12.000”.

EN EL LADO POSITIVO...

Si miramos a las entrañas del Ibex 35, observamos que hay varios valores que han batido con creces la revalorización del Ibex 35, tanto en marco mensual, como trimestral. Estos valores adalides del selectivo son Abengoa B, Gamesa e Indra. Analicemos su situación:

ABENGOA B
La compañía andaluza acumuló una revalorización mensual del 11,55% y del 84,86% en el trimestre. ¿A santo de qué se han producido estas subidas? A golpe de contrato. Comenzó el año como el Ave Fénix, resurgiendo de las cenizas del 2014 (año que terminó con una caída del 16%) gracias a su joint venture con el fondo estadounidense EIG. Este nuevo proyecto empresarial, bautizado bajo el nombre de Newco, le garantiza a Abengoa su expansión por diferentes áreas geográficas, incluyendo EEUU, México, Brasil y Chile, por un importe total de inversión por encima de los 9.500 millones de dólares. Al calor de este reclamo, los inversores han acudido en masa a un valor que capitaliza 2.500 millones de euros –cuarta menor capitalización del Ibex- lo que le hace más proclive a los fuertes movimientos.

Técnicamente lo cierto es que al valor no se le pueden poner pegas, pues ha ido encadenando máximos y mínimos crecientes, batiendo todas las resistencias. Ahora, Roberto Moro indica que “a excepción de la resistencia intermedia que tiene en 3,52 (50% de Fibonacci), debemos pensar que su gran objetivo son los 4,73 euros”. Esto implicaría un potencial de subida adicional del 40%, menos de la mitad de lo que ya ha subido desde enero.

abengoa b



GAMESA
Esta compañía tampoco se ha quedado atrás, aunque su lugar es el de segundona. Se ha convertido en el segundo valor que más subió en el mes de marzo (11%) y en el trimestre (55,7%). Las subidas de Gamesa también han estado alimentadas por la consecución de contratos en el extranjero, sobre todo en China e India, dos países en los que se ha centrado su expansión en los últimos meses. De hecho, China, Norteamérica, Europa y los emergentes están considerados como las palancas de demanda de la compañía para los próximos tres años.

Ahora bien, la verticalidad con la que ha subido en bolsa Gamesa es peligrosa y, como advierte Nicolás López advierte que “puede implicar correcciones fuertes, por lo que, quien esté en este valor, tiene que tener en cuenta el riesgo que asume”. Además, a corto plazo Gamesa se enfrenta a la resistencia de los 12 euros, que fue una zona importantísima para el valor entre finales de 2008 y principios de 2009, pues se pasó varios meses pivotando sobre este precio. Llega a este nivel con sobrecompra (RSI `por encima de 80 puntos) y, si cayera para descargar y sanear la subida, la clave por abajo estaría en los 10 euros, soporte más importante del valor actualmente.

gamesa



INDRA
Indra también se ha hecho un hueco en este privilegiado grupo de valores más alcistas del Ibex 35 y, si bien en el trimestre se convierte en el tercer valor más alcista (37%), en el mes de marzo logró coronarse como vencedor con una revalorización acumulada del 15%. La razón fundamental que justifica el estallido de este valor que venía de ser uno de los más bajista en 2014 (ejercicio en el que perdió un 34%) es el cambio de la directiva. Desde el accionariado clamaban la cabeza de Javier Monzón y en enero ésta cayó. Fue sustituido por Abril-Martorell y, con ello, el valor se volvió a ganar la confianza de los inversores. De hecho, logró convencer hasta la mismísima Telefónica, que se hizo con una significante participación del 6,1%, ampliable al 10%.

Técnicamente a corto plazo Indra encuentra soporte en el hueco alcista que dejó la semana pasada en 10,70 euros y que, además, coincide con el 50% de retroceso de Fibonacci de la caída que experimentó entre abril y diciembre del año pasado. Por arriba, Indra tiene un siguiente objetivo en 11,80 euros, zona de 61,8 de Fibo. Además, Indra hizo techo en esta zona el pasado mes de septiembre. Desde ahí dibujó una directriz bajista que le llevó a acumular una caída del 36% en tres meses.

indra



EN EL LADO NEGATIVO…

Escasos valores acumulan caídas en lo que llevamos de año. De hecho, las más significativas son las de ArcelorMittal (2,11%) y FCC (3%). No obstante, es de destacar que ArcelorMittal también repitió puesto en la cola del Ibex 35 en el mes de marzo, mes en el que también cayó con fuerza OHL. Vayamos por partes.

ARCELORMITTAL
La siderúrgica no se quita el San Benito de valor bajista. De hecho, tras cerrar 2014 con una caída acumulada del 30%, este primer trimestre del año ha ahondado ese agujero un 2,11%. Además, en el mes de marzo perdió casi un 10%. La razón es que no logra levantar cabeza en cuanto a su negocio. Las exportaciones de acero chinas a bajo coste están haciéndole mucho daño y, a pesar de la mejora económica de Europa, la demanda no logra repuntar para apuntalar lo perdido en años anteriores.

Técnicamente ArcelorMittal ha ido canalizando su caída desde principios de 2014. El canal bajista que ha venido dibujando le ha costado ya un 31% de su cotización. Técnicamente, Roberto Moro, de Apta Negocios, advierte que “por debajo de 9,50, es bajista y podría seguir cayendo hasta 8,62 euros. De hecho, a mí ni me vuelve a seducir hasta que lo vea por encima de 10 euros”. Esta meta del doble dígito se planta harto complicada pues, cada vez que ha atacado los 10 euros este año, se ha venido abajo.

arcelormittal



FCC
Es la otra compañía que más cae en el trimestre. En estos tres meses se deja un 3%. Bajo esta caída están los constantes litigios a los que los accionistas han sido sometidos en los últimos tiempos, como la ampliación de capital de 1.000 millones que llevó a cabo a las puertas de 2014. No obstante, esta ampliación supuso la consolidación en su accionariado de grandes figuras como Slim, Soros y Gates.

Ahora bien, aunque el hecho de que FCC sea una de las pocas compañías del Ibex que arrastra con pérdidas este año suene fuerte, lo cierto es que el precio básicamente se ha movido en un estrecho lateral entre los 10,5 y los 12 euros. Hasta que no rompa esta lateral por alguno de los dos lados, poco más se puede esperar del valor.

fcc



OHL
La concesionaria se ha convertido en el segundo valor más bajista del Ibex 35 en el mes de marzo. En este tiempo se ha dejado casi un 7%. ¿La razón? Sus cuentas de 2014 presentadas a finales de febrero y cotizadas en marzo. Desde Renta 4 destacan que “el beneficio neto descendió un 48% hasta 23 millones de euros, motivado por una dotación de provisiones por 301 millones de euros de las cuentas a cobrar de la división de construcción y a pesar de la plusvalía por la venta de la participación en Abertis, pese a ello no se observó la mejora habitual del cuarto trimestre en el fondo de maniobra”. Ni siquiera la posterior presentación de su plan estratégico a 2020 ha logrado re-convencer a los inversores.

Ahora el aspecto técnico de OHL ha empeorado considerablemente. Se está intentando aguantar sobre el soporte de los 20 euros pero, si los pierde, volverá a los mínimos anuales en los 18,25 euros. José Iván García, director de análisis y estrategia de KAU Finanzas, advierte que “habría que estar fuera o bajista mientras no supere los 20,52 euros.


ohl