La entidad presidida por Ana Botín se encuentra casi dos euros por encima de su valor real, en opinión de esta casa de análisis. Identifica tres debilidades que hacen más vulnerable al banco español. 

Los analistas de Berenberg se han mostrado muy contrarios a tener acciones del Banco Santander en cartera. En si opinión, la mejor recomendación a seguir es la de "vender" pues sus títulos se encuentran sobrevalorados un 27% teniendo en cuenta el precio de cotización al que se encuentra hoy la entidad, por encima de 7,34 euros por título.

No es nueva esta opinión, pero sí contrasta con la media de expertos. Brókeres de Morgan Stanley, Renta 4, Deutsche Bank o Alphavalue ven al Santander cotizando con un precio objetivo de alrededor de 7,5 euros por acción. 

Sin embargo, desde Berenberg identifican tres puntos clave para justificar una opinión desfavorable respecto a esta entidad: 

- Debilidad de capital
- Exposición a Brasil
- Y su valoración relativa respecto a BBVA

 
Recomiendan vender el Banco Santander con un precio objetivo de 5,40 euros por acción.