El banco brasileño Bradesco registró un beneficio neto récord de 26.215 millones de reales brasileños (4.338 millones de euros) en el ejercicio de 2021, lo que corresponde a un incremento del 34,7% con respecto al año anterior, según consta en el informe de cuentas trimestrales de la empresa.

La entidad ha justificado este impulso en sus ganancias en el buen rendimiento de la cartera de clientes y de las comisiones, combinado con menores partidas asignadas a provisiones y un control eficiente del gasto. Sin tener en cuenta impactos extraordinarios a nivel contable, el banco contabilizó un beneficio de 21.945 millones de reales (3.637 millones de euros), un 32,6% más.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

El banco finalizó el año con 74,1 millones de clientes, un 3,9% más que en 2020, mientras que su área de banca digital se impulsó un 170%, con 10 millones de clientes.

Los ingresos por intereses del banco ascendieron hasta los 63.980 millones de reales (10.594 millones de euros), un 1,3%; mientras que las provisiones destinadas a posibles pérdidas descendieron un 41,6% durante el ejercicio, hasta 15.035 millones de reales (2.489 millones de euros). Por su parte, la facturación de productos de seguro, planes de pensión y bonos de capitalización cayó un 5,5%, hasta 11.451 millones de reales (1.896 millones de euros).

En el cuarto trimestre del año, el beneficio recurrente de Bradesco descendió un 2,8%, hasta 6.613 millones de reales (1.095 millones de euros). Sin considerar elementos atípicos, el beneficio de la empresa fue de 3.170 millones de reales (525 millones de euros), un 42% menos.