Para una empresa es clave tener liquidez en todo momento. Por esta razón, Banco Santander ofrece una serie de servicios para que los negocios nunca se paren y puedan hacer sus gestiones cotidianas de una manera más sencilla. Una de estas soluciones se denomina Factoring, que permite anticipar el cobro de las ventas de una empresa desde el momento de la emisión de la factura.

En concreto, este producto facilita el cobro de las ventas realizadas o servicios prestados a los clientes de una empresa sin esperar a la fecha de vencimiento de las facturas. Es una opción especialmente útil para los pequeños y medianos negocios que, para funcionar en su día a día, requieren liquidez. Este anticipo puede realizarse tanto para anticipar facturas emitidas a clientes nacionales como internacionales.

Banco Santander ofrece varias modalidades de este servicio. Así, el Factoring con Recurso permite a la empresa financiarse a través del anticipo de las facturas emitidas a sus clientes y, además, el banco puede realizar la gestión de cobro, descargándola de trámites administrativos. Es un producto ideal para negocios con concentraciones de ventas de determinados clientes que necesitan un instrumento estable de financiación. La otra opción es el Factoring Sin Recurso que, además, asegura el riesgo de insolvencia. Es la opción más completa, ya que no sólo se anticipa el cobro de las facturas que se han emitido si no que garantiza el cobro.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Entre las otras opciones que ofrece Banco Santander para la gestión de cobros está Anticipo de Confirming (o Anticipo a Proveedor) que permite gestionar las ventas y disfrutar del anticipo de facturas o Cobro Ágil, una solución a las necesidades de financiación a corto plazo con las que se puede obtener liquidez desde el momento en que se generen los derechos de cobro. También, para simplificar el trabajo diario de las empresas, el Santander ofrece el cobro de recibos de forma fácil y sencilla desde el ordenador, a través de la banca online. Permite crear remesas fácilmente, importar las remesas si ya se han elaborado en formato estándar o realizar el seguimiento de las devoluciones.

Adicionalmente, Banco Santander tiene a disposición los cobros y pagos internacionales de las empresas en cualquier lugar y divisa, y desde donde se requiera. Los negocios reciben asesoría de un equipo de especialistas que está dedicado a apoyar cobros y pagos en más de 150 países, y ha ayudado a más de 70.000 empresas, pymes y autónomos en sus transacciones internacionales. Además, las empresas podrán utilizar herramientas digitales para realizar tus cobros y pagos internacionales, como transferencias, y créditos documentarios en cualquier lugar las 24 horas al día, los 7 días a la semana.

Cabe resaltar que Banco Santander tiene un firme compromiso con las empresas españolas, para impulsar su recuperación económica y promover su rentabilidad y crecimiento. Además de la gestión de cobros y pagos, también ofrece diversas soluciones para los negocios relacionadas con cuentas y tesorería, financiación y avales bancarios, gestión del negocio internacional y diversas coberturas de seguros. 

En el caso de las pymes, que constituyen el 99% del tejido empresarial español y generan más del 64% del empleo, la entidad ofrece asesoría y servicios a sectores como agricultura, ganadería y pesca, industria, servicios, turismo y hotelería, entre otros. En algunos casos, Banco Santander ha creado unidades específicas de atención según el sector, con el objetivo de ser más eficientes a la hora de atender sus necesidades concretas.