“El impacto de la parálisis fiscal de EEUU es limitado en la economía”.

“Pero más allá de esta semana empezaremos a hablar de un impacto sobre la economía y aumenta el nerviosismo sobre el techo de deuda, pues cuanto más se alargue esto, más probabilidades habrá de que no se apruebe la subida del techo de deuda. Por tanto, ya se habla de que no se puede descartar el default de EEUU”.

En Europa, “si el primer ministro de Italia hoy se tiene que someter a una moción de confianza no debería preocupar si cuenta con apoyo”.

“El mercado está dando por hecho que todo está más o menos resuelto. Hay síntomas de complacencia y tenemos un mercado en rango y limitado con niveles altos que necesitan de una corrección”.

En cuanto a la reunión de hoy del BCE, “Draghi es complicado que haga algo, pues no tiene mucho margen de maniobra. Además, no espero que recorten tipos teniendo en cuenta la complacencia del mercado. Probablemente mande un mensaje bajista, diciendo que tiene la posibilidad de llevar a cabo otro LTRO”.


Declaraciones a Radio Intereconomía