Va  a durar el efecto Draghi como lo hemos visto en EEUU. El mensaje de Draghi viene a decir que los tipos estarán bajos durante mucho tiempo y que habrá liquidez abundante en los próximos trimestres. 
El BCE toma estas medidas porque el crecimiento en Europa está defraudando y los precios tienen riesgo de seguir cayendo. El BCE seguirá apoyando a los mercados y esto es un soporte muy importante.

Respecto al euro, estamos en una situación en la que la FED dejará de aumentar su balance mientras el BCE empezará a incrementarlo. Si vemos la correlación de los últimos años lo normal es que siga habiendo un goteo importante del euro. Aunque a corto plazo ha habido un movimiento brusco, lo normal es que el euro se deprecie y el dólar se fortalezca.

Declaraciones a Radio Intereconomia