Después de la gran carrera de la última semana, el euro ha echado el freno. La relación entre la moneda única y el dólar ha regresado por debajo de la cuota del 1.10, cerrando las negociaciones el viernes por la tarde en 1.0930.


Señales de recuperación en los primeros compases de negociación de este lunes, con el euro-dólar que repunta al 1.0950. Los mercados habían descontado ampliamente la victoria de Emmanuel Macron en las presidenciales francesas y el rally del euro no ha encontrado espacio para continuar.

También se frena la esterlina británica, empujada hacia abajo por unos datos macroeconómicos no demasiado esperanzadores que señalan una produccion industrial y manufacturera en caída. El Banco de Inglaterra ha advertido a los mercados de la posibilidad de incrementar los tipos de interés de manera más rápida en el caso que Londres y Bruselas acuerden un Brexit duro. Todo esto llega antes de la votación convocada por Theresa May para el próximo 8 de junio, donde los sondeos ponen al partido conservador en clara ventaja. En este escenario la divisa británica se ha alejado de la cuota de los 1.30 contra el dólar, llegando a situarse por debajo del 1.29. Mientras, la relación entre euro y esterlina sube por encima del 0.84, llegando a 0.847.

En el mercado de las materias primas, el petróleo ha recuperado terreno, alzándose cerca de los 48 dólares por barril en su cotización WTI, el punto de referencia para el crudo americano, mientras que el barril de Brent se cambia ligeramente por encima de los 50 dólares. Habrá que seguir con atención la reunión de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) programada en Viena para el próximo 25 de mayo. El mercado de metales preciosos permanece débil, con el oro negociándose a 1.230 dólares por onza, mientras que la plata apunta a los 16.40$. Se reduce la diferencia entre platino y paladio, con la primera negociándose a 918$ y el segundo poco por encima de los 800$.  

Carlo Alberto De Casa, Analista Jefe de ActivTrades