El grupo alemán Volkswagen vendió en todo el mundo 541.600 vehículos durante el pasado mes de abril, lo que supone una reducción del 4,7% respecto al mismo mes de 2008 y representa un descenso sensiblemente inferior al experimentado por el mercado mundial, que cayó un 20%, informó hoy la compañía. Además, la marca Volkswagen consiguió incrementar sus entregas mundiales un 1,3% en abril pasado, con 339.500 unidades comercializadas, mientras que las firmas Audi, Seat y Skoda también registraron un comportamiento mejor que el mercado global. En los cuatro primeros meses del año, las ventas del primer fabricante de automóviles de Europa en todo el mundo bajaron un 9,6%, con 1,93 millones de unidades, frente al retroceso del 21% registrado por el mercado mundial. La marca Volkswagen comercializó 1,22 millones de unidades, un 3,2% menos.