El banco estadounidense Wells Fargo completó hoy el reembolso de los 25.000 millones de dólares (17.455 millones de euros) en ayudas públicas recibidos mediante la emisión de acciones preferentes en beneficio del Tesoro en el marco del plan de rescate financiero (TARP), informó la entidad.
Asimismo, Wells Fargo precisó que ha abonado 131,9 millones de dólares adicionales (92 millones de euros) en concepto de dividendos, lo que eleva la retribución total percibida por el Tesoro por dichas acciones preferentes hasta los 1.441 millones de dólares (1.005 millones de euros) desde octubre de 2008. Tras la devolución de las ayudas, el Tesoro de EEUU mantiene opciones ('warrants') para adquirir 110 millones de acciones del banco a un precio de 34,01 dólares por título.

"Con la devolución de la inversión del TARP podemos intensificar nuestra atención en lo que sabemos hacer mejor: ayudar a los consumidores y empresas a alcanzar el éxito financiero", dijo el presidente y consejero delegado de Wells Fargo, John Stumpf, quien dio las gracias al Gobierno y a los contribuyentes por su respaldo durante un "momento crítico para el país".

El banco estadounidense precisó que el pasado 18 de diciembre completó su ampliación de capital con la venta de 489,9 millones de acciones ordinarias a un precio unitario de 25 dólares, lo que permitió a la entidad captar 12.250 millones de dólares, que fueron destinados junto al exceso de liquidez de la entidad a reembolsar las ayudas públicas y los correspondientes dividendos.