Al poco del comienzo de la sesión en Wall Street, los principales índices americanos se aferraban al buen dato sobre pedidos de bienes duraderos para remar hasta terreno positivo en una jornada en la que los futuros e incluso la apertura apuntaban al negativo. Mañana la FED podría dar nuevos datos sobre la política económica que se llevará en EEUU, dentro de ella, un posible nuevo plan de ayuda cuantitativa.
A pesar de que los futuros e incluso la apertura ha sido en negativo, los principales índices americanos se han dado rápidamente la vuelta para volver al terreno positivo. A estas horas los ñindices avanzan ya en torno al medio punto porcentual lo que sitúa al Dow Jones en la zona de los 11.236 puntos, al S&P500 en los 1.169 puntos mientras que el Nasdaq se mueve sobre los 2.456.

Entre las referencias macro, los pedidos de bienes duraderos - excluyendo transporte- se preveía que cayeran un 0.5% en Julio después de una subida del 0.4% experimentada en junio, según las previsiones de los economistas consultados por Bloomberg. Los pedidos aumentaron un 4%, revirtiendo la caída del 1,3% sufrida en junio, lo que ha suavizado los ánimos inversores en EEUU.