Vodafone obtuvo al término de su ejercicio fiscal 2009 un beneficio neto atribuido de 3.078 millones de libras (3.497 millones de euros), el 53,7% menos que hace un año, por la pérdida de valor de sus activos, que ascendió a 5.900 millones de libras (6.704 millones de euros). Según una nota remitida hoy por la mayor operadora de telefonía móvil del mundo a la Bolsa de Londres, los ingresos del conjunto del año fiscal (que terminó el pasado 31 de marzo) ascendieron a 41.017 millones de libras (46.610 millones de euros), el 16% más, y el beneficio bruto registró un aumento del 11,7%, hasta los 15.175 millones de libras (17.242 millones de euros).
Sin embargo, el beneficio operativo se vio reducido casi a la mitad, hasta 5.857 millones de libras (6.665 millones de euros), debido a la depreciación de los activos del grupo en España, Turquía y Ghana.

Habrá ampliación