El consorcio del grupo Virgin, nombrado por el Northern Rock como "comprador preferido", planea alcanzar en tres años 30.000 millones de libras (42.000 millones de euros) en depósitos de clientes, más del doble del dinero que el banco acumula actualmente en sus cuentas, según informa "The Daily Telegraph". Los depósitos del Northern Rock han caído más de un 50% hasta 12.000 millones de libras (16.800 millones de euros) desde que entró en crisis a mediados de septiembre y tuvo que recurrir a un crédito de emergencia del Banco de Inglaterra. En aquel momento amasaba unos depósitos récord por encima de 25.000 millones de libras, cifra que ha caído progresivamente en dos meses y medio por la desconfianza de sus clientes y pese a la garantía del cien por cien de ese dinero que ofreció el Gobierno y que mantendrá hasta el final de la crisis.