Los analistas del banco suizo han rebajado su consejo sobre Vodafone a neutral desde el anterior de compra. Según UBS, las presiones económicas, la caída del mercado de acciones y el tipo de cambio se combinan para presionar a la baja las estimaciones de beneficios de la operadora.