El fabricante estadounidense de componentes electrónicos Texas Instruments obtuvo en el segundo trimestre una ganancia por debajo de su franja de previsiones, debido a un junio particularmente flojo. Texas Instruments obtuvo un beneficio neto de 588 millones de dólares, un retroceso de 4% sobre los tres meses correspondientes de 2007. Con relación al número de acciones, su ganancia quedó en 0,44 dólares, o sea, en el punto más bajo de la franja (de entre 0,43 y 0,47 dólares) anunciada por el grupo a comienzos de junio. El mercado esperaba 0,46 dólares. Pero 'la demanda bajó de manera inesperada en junio, esencialmente porque los distribuidores redujeron el nivel de sus stocks y no los reconstituyeron durante el trimestre', explicó el grupo. Para el tercer trimestre, Texas Instruments prevé utilidades entre 0,41 y 0,47 dólares por acción.