Telefónica es la compañía de telecomunicaciones más sólida del mercado europeo por la diversificación global de su negocio. Para los expertos, la posición aventajada de Telefónica en Latinoamérica, que acapara el 20% de sus ingresos, y su mayor eficiencia explican la mejor evolución de los resultados de la operadora respecto a sus competidoras europeas.