Telefónica ha consumado el acuerdo de intercambio accionarial con China Unicom por el cual la compañía ha alcanzado una participación superior al 8% de la empresa china mientras que su socio asiático se ha hecho con un 0,87% del capital de Telefónica, según informó hoy la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
En el marco de este acuerdo, ambas compañías se comprometieron a invertir unos 1.000 millones de dólares (unos 667 millones de euros) en acciones de la otra parte. De esta forma, Telefónica suscribiría 693,91 millones de acciones de China Unicom, mientras que el operador asiático adquiriría mediante aportación no dineraria 40,73 millones de acciones de la firma española.

De acuerdo a este intercambio, la participación de China Unicom en Telefónica alcanzaría aproximadamente entre el 0,885% y el 0,892%, y la participación de Telefónica en China Unicom subiría hasta aproximadamente el 8,06% desde el 5,38% anterior.

La participación de la firma española en China Unicom subirá al 8,4% tras la recompra por parte de la operadora china del 3,79% de su capital que estaba en manos de la surcoreana SKT y su posterior amortización.

La firma presidida por César Alierta explicó en la nota al regulador bursátil que en virtud de la ley del mercado de valores española, Telefónica no podrá ofrecer, emitir, ni vender un número significativo de sus acciones a ninguno de los principales competidores actuales de China Unicom.

A su vez, el operador asiático se compromete por el plazo de un año a no vender o transferir, directa o indirectamente, su participación en el capital con derecho a voto de Telefónica, a excepción de transferencias intragrupo. Del mismo modo, la compañía ha asumido la misma obligación en relación al capital de China Unicom.

Telefónica comunicó el pasado 6 de septiembre que ambas empresas habían alcanzado una alianza estratégica que incluía la cooperación conjunta en las áreas de adquisición de infraestructuras y equipamientos para clientes, desarrollo conjunto de plataformas de servicios móviles, prestación conjunta de servicios a multinacionales, 'roaming' e investigación y desarrollo.

El acuerdo también establecía un intercambio de las mejores prácticas y experiencia técnica, operativa y de gestión, además del desarrollo conjunto de iniciativas estratégicas en el marco de la evolución de redes y tecnología, así como el establecimiento de un programa de intercambio de gestores.

Posteriormente, el pasado 28 de septiembre Telefónica comunicó que se convertirá en el socio único y estratégico de China Unicom y además verá subir su participación del 8,06% al 8,37% en el capital del operador chino tras la salida de South Korean Telecom (SKT) del accionariado y la amortización de las acciones que controla éste en la actualidad.