Sun Microsystems ha anunciado hoy que recortará 3.000 puestos de trabajo (el 10% de su plantilla) para el año que viene por el retraso en el cierre de su compra por Oracle, valorada en 7.000 millones de dólares. La medida le costará a la compañía entre 75 y 125 millones de dólares.