El vicepresidente de Sol Melià, Sebastián Escarrer, esperó hoy que el 2010 sea "mejor" que el "dramático 2009", si bien ello no impide que la compañía deberá luchar "plenamente" para "dar la vuelta al descenso de competitividad alarmante que vive España en la última década".  Escarrer hizo estas declaraciones hoy en rueda de prensa, en la que explicó que el peso del turismo en la actividad económica de España ha perdido más de un punto porcentual e indicó que durante los últimos diez años el turismo ha crecido a un ritmo mucho más lento que otros sectores de la economía española.