Los sindicatos STAT, CC.OO. y UGT reclamaron hoy a la dirección de Tubacex complementos para que los 878 trabajadores de las plantas de Llodio y Amurrio afectados por el ERE presentado por la compañía, no sufran merma económica durante la suspensión de sus contratos. Asimismo, pidieron el mantenimiento de la plantilla, que se cumpla el convenio en todo su contenido, incluidas promociones, contrato de relevo y demás.