Según Renta 4, la compañía está estabilizándose en el corto plazo y podría experimentar un crecimiento en un periodo más largo.

Los resultados del segundo trimestre de este año de Siemens-Gamesa, mejoraron las estimaciones del consenso y estuvieron positivamente afectados a nivel EBIT por extraordinarios positivos, una reversión por deterioro de inventario de más de 25 millones de euros, y un crecimiento de 19 millones de euros por la evolución de las divisas.

Los analistas de Renta 4 hacen lectura positiva de la reversión por deterioro, que podría anticipar la recuperación del mercado. La guía se mantuvo sin cambios por parte de la compañía, esperando que las divisas tengan un impacto nulo en la misma durante este año.

La evolución del fondo de maniobra fue peor de lo que se esperaba, afectado por la estacionalidad propia de los proyectos offshore, aunque la compañía espera que se mitiguen a final del año fiscal 18.

El ratio Book to Bill se eleva hasta las 1,4 veces frente a la 1,1 veces que tuvo de media durante los últimos trimestres, dando muestras de una tendencia positiva en las ventas futuras. En el negocio onshore, la recuperación significativa de entrada de pedidos por la normalización de sistemas de subasta, especialmente en la India que crece un 25% interanual, han permitido observar la estabilización en precios medios. El negocio offshore se muestra volátil por el tamaño de los contratos y la cartera actual ofrece buena visibilidad por el tamaño de las ventas futuras. El negocio de servicios permanece estable con un crecimiento del libro de pedidos.

Según Renta 4, aunque se ven factores positivos que apuntan a una recuperación del sector, en 2018/19 van a seguir en cierta manera presionados por los efectos de la fusión y por la situación del propio mercado. Sin embargo, a partir del año 2020, empezarán a recoger crecimientos superiores asegurados en gran parte por las fuertes entradas de pedidos registradas, y los efectos de la optimización de costes prevista. Los analistas recomiendan sobre ponderar y evalúan su precio objetivo subiéndolo hasta 15 euros frente a los 13,6 euros anteriores.