El grupo industrial Siemens ha cerrado la venta de su filial automovilística VDO al fabricante de neumáticos alemán Continental, después de que la Comisión Europea (CE) aprobara la operación la semana pasada. El precio de la venta, acordado ya el pasado mes de julio, fue de 11.400 millones de euros (16.758 millones de dólares) e incluye la deuda neta de unos 400 millones de euros (588 millones de dólares).