Royal Dutch Shell esperará hasta que la situación económica sea la adecuada para desarrollar sus proyectos de arenas bituminosas y de gas natural licuado flotante, dijo el lunes el consejero delegado saliente de la compañía, Jeroen van der Veer.  "Si veo que al esperar, los costes descenderán, entonces prefiero esperar", dijo van der Veer.  Indicó que no le extrañaría que el índice Cambridge Energy Resources Associates, que mide los costes de construcción en el sector energético, descendiera a 200 este año.  El índice repuntó a 240 en el tercer trimestre de 2008, frente a la cifra de 110 marcada en 2004 debido a que el mercado se sobrecalentó, explicó.