Banco Santander tiene este martes una cita en Nueva York marcada en rojo corporativo. Presenta su día del inversor después de haberse engullido al Banco Popular por un euro y una ampliación de capital de 6.880 millones. La cita se presenta antes de la presentación de resultados del tercer trimestre en el que según las estimaciones ganará 0,14 euros por acción, lo que supone unos 2.245 millones de euros.

El banco que preside Ana Patricia Botín llega además de enhorabuena después de que los analistas de Deutsche Bank hayan anunciado que la entidad pasa a formar parte de sus ‘top picks’, donde se sitúan los bancos europeos que mejor aspecto presentan para los expertos de la entidad alemana. Además de este privilegio que compartirá con CaixaBank, ING, Crédit Agricole, BNP Paribas y Unicredit le da un potencial alcista del 14% hasta los 6,6 euros por título.

Deutsche Bank cree que las acciones del banco cántabro son una oportunidad de compra después de que cayesen un 2,2% en bolsa la semana pasada por la tensión política que está agitando al mercado español. En el 2017 las acciones de Banco Santander suben un 18,4%, mientras que en el retorno de los últimos doce meses se revaloriza un 54,2%.

 

 

Los analistas de Deutsche piensan que la jornada de este martes en Nueva York no alterará las previsiones del Santander para 2018, aunque podría anunciar un aumento del dividendo para los accionistas y que está en el camino de alcanzar el 11% de CET-1, ratio de capital de máxima calidad, en los primeros meses del próximo año.

 

 

El consenso del mercado que recoge FactSet le da un potencial alcista del 5% a las acciones de Banco Santander desde los 5,78 euros actuales hasta los 6,07 euros. Un 43% de los analistas que cubren el comportamiento en el parqué de Santander recomienda comprar sus acciones, un 46% mantener y sólo un 11% vender, un porcentaje que se sitúa en mínimos de los últimos siete años. Lo que permanece invariable durante los últimos trimestres es el precio por valor en libros en los 0,9 euros. La rentabilidad del capital (ROE), las siglas mágicas del negocio bancario, aumentaron en el último semestre desde 7,74% desde los 7,26% de junio de 2016.

El mismo día que Banco Santander celebra su ‘Investor’s Day’, BBVA repartirá un dividendo en efectivo de 0,09 euros por acción a cuenta de los resultados de 2017. Tras la retención fiscal del 19%, el importe neto de dividendo que recibirán los accionistas será de 0,0729 euros por título, según recoge Servimedia.

Las acciones del banco que preside Francisco González se revalorizan en lo que va de año un 13,2%, mientras que desde octubre de 2016 suben un 39,8%. Los analistas que siguen la cotización de la entidad vasca le dan un potencial alcista del 2,7% desde los 7,23 euros hasta los 7,44 euros que le dan como precio objetivo. Los expertos se encuentran muy divididos entre qué camino tomar con los títulos de BBVA: un 28% aconseja comprar, mínimos desde 2012, un 48% recomienda mantener y un 24% vender.

 

 

El ROE de BBVA es del 8,6%, el segundo más grandes sólo por detrás de Bankinter, y en junio de 2016 era del 6,7%, por lo que ha aumentado un 1,9%. El precio por valor en libros de las acciones del BBVA es de una vez, mientras que al final del año era de 0,8 veces.

Tanto BBVA como Banco Santander son dos de los valores más correlacionados al comportamiento del Ibex 35, que en la última semana cayó un 1,9%. El peso ponderado del banco ‘rojo’ es del 14,5%, mientras que la entidad ‘azul’ pesa un 7,6%, ambos superados por Inditex que pesa un 15%.