La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, desechó hoy que el Tribunal de Cuentas acusara al Gobierno de negligencia por la ocultación de deuda en las cuentas del Estado de 2007, y rebajó el pasivo no vencido que el Ministerio de Defensa mantenía con Navantia hasta los 1.597 millones de euros. Así, la vicepresidenta económica descartó que la deuda a Navantia ascendiera a los 12.157 millones de euros, tal y como le reprochó Cucurull, y garantizó que el Ejecutivo informó de los 1.597 millones adeudados cuando se tuvo constancia de ello.