Mediante una nota enviada a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Zardoya Otis ha comunicado que mañana pagará un dividendo de 0.15 euros brutos por acción, con cargo a los resultados del ejercicio 2009. Actualmente, sus acciones, “que arrastran desde febrero una tendencia bajista”, tal y como apunta Ana Rafels, analista de Bolsacash, se encuentran en un proceso de indecisión.

Para hacer frente al que es el cuarto dividendo trimestral de la compañía, ésta desembolsará 49.9 millones de euros, que se repartirán entre los 332,7 millones de euros que componen su capital social. El importe neto del dividendo, una vez descontada la retención del 18 por ciento con la que Hacienda grava este tipo de retribuciones al accionista, será de 0,123 euros.

Desde Bolsacash recomiendan vigilar los 13.09 euros y los 14.75 euros, ya que “si consigue romper por encima de los 14,75, podría subir hasta las inmediaciones de los 16,29-16,30 y si rompe estos valores, sanearía su aspecto técnico. Si al intentar romper esta zona, vemos que de nuevo flaquean las fuerzas y va a la baja y pierde los 13,09 euros, el valor iniciaría una tendencia a la baja con una figura técnica sin posibilidad alguna de estar dentro del valor”. Por lo que habrá que esperar a mañana para ver si el reparto de dicho de dividendo empuja al valor, ahora en los 14.05 euros.