Hoy conoceremos otro trimestre de resultados por parte de la mayor compañía mundial de tecnología por valor de mercado, Apple.
Las acciones de Apple han estado en el limbo desde que Steve Jobs se retiró de la primera línea en enero por razones médicas, poniendo freno al ascenso imparable de una cotización que se ha cuadruplicado en los últimos dos años y medio, apreciándose este año solamente un modesto 10%, muy lejos de los precios objetivos que el mercado espera, próximos a los 450 dólares por acción, un 20% por encima de la cotización actual.

Ya el viernes veíamos una revalorización del 2% ante la expectativa de que nuevamente crezcan los ingresos y el beneficio de una compañía que sigue estando barata y tiene por delante el reto y la expectativa de seguir reinventando el mercado, al tiempo que se defiende de los ataques de Google en móviles de gama alta y la mayor competencia en los contenidos digitales con Google y Amazon. Com.

Unas ventas sólidas del popular iPhone y la fuerte demanda (y escasez, casi se han convertido en un artículo de lujo) de los nuevos iPad 2 deberían permitir un buen trimestre, en el que se espera un notable aumento de los ingresos de Apple. También estaremos atentos a la evolución de los costes de los componentes y el modo en el que la escasez del suministro procedente de Japón puede haber afectado a la estructura de costes durante estos meses. Se estima que Apple ha vendido en este trimestre hasta 17 millones de teléfonos iPhone, 8 millones de iPads y alrededor de 4 millones de ordenadores Mac.

Y mirando al futuro próximo, atentos al lanzamiento de un nuevo iPhone, su producto más vendido con el 40 por ciento de sus ingresos, para la segunda mitad del año. Aunque Apple es famoso por sus pronósticos conservadores, estaremos atentos a lo que transmitan los ejecutivos de la compañía para averiguar el impacto que puede tener en los próximos meses el lanzamiento del nuevo iPhone. Aunque todavía no conocemos ningún detalle sobre el próximo modelo, se espera que esté en el mercado en septiembre y que se base en el icloud para ofrecer aplicaciones, música y contenidos en la nube.

El consenso de mercado espera un beneficio de 5,83 dólares por acción e ingresos de 24.900 millones de dólares. Veremos si Apple es capaz de volver a superar las estimaciones de los analistas, algo que no sería extraño porque ya lo ha hecho durante 13 trimestres consecutivos, de modo que no debería sorprendernos si el BPA supera los 6 dólares y los ingresos están por encima de los 25.000 millones.

Esperamos por lo tanto un buen cierre de trimestre y seguiremos con atención las guías que se den para la segunda mitad del año.