Porsche reiteró el lunes su objetivo de crear una compañía automovilística con Volkswagen. En reacción a la decisión del comité de empresa de Volkswagen, que pidió más claridad sobre la situación financiera de Porsche, Porsche dijo que sigue convencido de que una compañía integrada sigue siendo la mejor solución industrial para ambas partes.  Porsche señaló que cuenta con una sólida base financiera, con un ratio de capital del 45% y un margen de beneficios de doble dígito. La compañía señaló que todavía está trabajando para obtener líneas de crédito por un total de 12.500 millones de euros, de los que 10.000 millones ya se han conseguido.  Porsche empezó a negociar en mayo con Volkswagen para fusionar las dos compañías después de que Porsche no fuera capaz de alcanzar una participación del 75% en Volkswagen.