La petrolera estatal brasileña Petrobras reafirmó hoy su previsión de llegar a producir 500.000 barriles por día (bpd) de crudo entre 2015 y 2020 en un nuevo yacimiento en aguas profundas del océano Atlántico. Según explicó el director de exploración y producción de la empresa, Guilherme Estrella, esa producción saldría solamente de Tupí, el primero de los yacimientos alcanzados en la llamada capa "pre sal", una estructura geológica ubicada hasta a 9.000 metros de profundidad más allá del lecho submarino y de una lámina de agua de dos kilómetros hasta la superficie. Petrobras estima que en Tupí, ubicado frente al litoral sureste del país, hay entre 5.000 y 8.000 millones de barriles de reservas probables, lo que sería suficiente para aumentar en torno a 50% las reservas actuales de Brasil.