Continuan las dudas sobre las medidas del ejecutivo español para afrontar la crisis. El mercado sigue desconfiando de la deuda y el déficit español, lo que se traduce en pérdidas en el Ibex 35, en concreto el selectivo se queda en los 9.977 puntos tras dejarse un 1.11%. En cuanto al mercado de materias primas el barril de referencia en Europa el brent se sitúa en el entorno de los 80 dólares, mientras que el euro cotiza en los 1.25 dólares.
El mercado sigue demandando más medidas y más profundas. Si bien el camino tomado es el adecuado, las demandas de una reforma en el sistema financiero y en el mercado laboral siguen descontando en el selectivo español. Aunque al final de la sesión se han suavizado los recortes el Ibex 35 pierde el rango de los 10.000 puntos
 
Telefónica es una de las compañías protagonistas de la jornada. La operadora ha presentado los resultados correspondientes al primer trimestre del ejercicio 2010 en el que se desprende un beneficio de 1.656 millones de euros en el primer trimestre del año, un 2% más respecto al mismo período del año anterior. La operadora sin embargo se ha apresurado a confirmar objetivos para 2010 así como el reparto de un dividendo de, al menos, 1.75 euros por título en 2012. La compañía presidida por César Alierta ha acabado la jornada descontando un 1.87% y se sitúa en los 15.74 euros.
 
Los bancos tampoco soportan las dudas que planean sobre el mercado español y se dejan un 0.86% Santander, mientras que BBVA pierde al cierre un 1.01%. Ninguno de los grandes valores acaban la jornada en verde y es que mientras Repsol se deja un 0.52%, Iberdrola se deja un 1.56%.
 
Pocos valores acaban la jornada en positivo y en general las subidas son más bien escasas. Iberia ha sido la mejor de la jornada sumando un 2.06%, mientras que los demás valores en verde, no suman más del punto porcentual. Entre ellos encontramos a Abengoa, ArcelorMittal, Ebro Puleva, Acerinox y Acciona.
 
En cuanto al mercado continuo, Afirma, Bacno Pastor y Lingotes son los que mejor se comportan, mientras que las pérdidas más abultadas se las adjudica Babiera, Prisa y Avanzit.