OHL obtuvo un beneficio neto atribuido de 21,9 millones de euros en el primer trimestre del año, lo que supone un descenso del 55,8% en comparación con igual periodo de 2008, informó hoy el grupo de construcción, servicios y concesiones. El resultado se vio afectado por las plusvalías contabilizadas en el primer trimestre de 2008 y el descenso en la actividad de construcción que desarrolla en el mercado doméstico.
La cifra de negocio de la compañía que preside y controla Juan Miguel Villar Mir creció un 13,1% entre enero y marzo, hasta sumar 917 millones de euros, en tanto que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en 130,6 millones, un 14,4% más.

OHL calificó de "satisfactorios" estos resultados operativos, dado el "muy difícil entorno económico", y los atribuyó a los crecimientos de las ramas de construcción internacional y de concesiones, que "permiten además avanzar en la diversificación e internacionalización de la compañía y en reducir la dependencia del mercado nacional de la construcción".

A cierre de los tres primeros meses del año, el grupo obtuvo del exterior más de la mitad (el 53,8%) de su facturación y el 87% de su Ebitda.

No obstante, la división de construcción nacional siguió constituyendo la primera fuente de ingresos del grupo y concluyó el periodo con un descenso de facturación del 11,3%, hasta 377,4 millones de euros. Su contribución al Ebitda cayó un 28,3%, hasta 19,8 millones.

OHL confía en que la evolución de esta actividad mejore en la segunda mitad de este año, gracias a los contratos en cartera y "al anunciado impulso del Gobierno a la inversión en infraestructuras".

A cierre de marzo, la cartera de contratos pendientes de ejecutar en España sumaba 3.143 millones de euros (-7,3%).

CRECIMIENTO EN CONSTRUCCIÓN INTERNACIONAL.

Por contra, el negocio constructor internacional se disparó un 56,3%, gracias a la ejecución de importantes contratos en el exterior y a la favorable evolución de las filiales checas y americanas. Esta rama facturó 345,6 millones de euros y generó 14,2 millones de euros de Ebitda. Además, la cartera de contratos de obra pendientes de ejecutar creció un 15%, y suma 3.088 millones de euros a cierre de marzo.

En la misma línea, la división de concesiones elevó un 31,7% sus ingresos, hasta 141,3 millones, y ya aporta el 66% del total de Ebitda del grupo (87 millones). OHL gestiona 26 concesiones, fundamentalmente autopistas, repartidas por España, Brasil, Argentina, Chile y México.

De su lado, la nueva rama de construcción industrial facturó 5,6 millones, un 16,7% más, en tanto que la de medio ambiente se apuntó a los descensos: generó ingresos por 28,2 millones (-7%).

En cuanto a la situación financiera del grupo, a cierre del primer trimestre soportaba un endeudamiento de 3.136,2 millones de euros, un 13,8% superior respecto a un año antes.