Morgan Stanley rebaja el precio indicativo de Antena 3 de 6,70 euros a 4,70, después de recortar su estimación del beneficio por acción para 2009 y 2010. Afirma que esta rebaja de la proyección se debe a que espera un fuerte descenso en la publicidad televisiva. Agrega que los anunciantes españoles probablemente reduzcan sus presupuestos en 2008 y 2009, y que la cadena es más vulnerable que el resto de sus rivales dado que su cuota de audiencia está menguando. Recomienda infraponderar.