La cadena de restaurantes McDonald's invertirá este año 5 millones de euros en una campaña dirigida a sus clientes para tratar de erradicar los "falsos mitos" en torno a la comida rápida, sobre todo en torno a las hamburguesas, que se sirven en sus establecimientos y ganar la confianza de los consumidores. La presidenta y directora general de McDonalds España, Patricia Abril, ha anunciado hoy en Madrid que bajo el programa "Testigos de Calidad" la compañía quiere cambiar la percepción de los consumidores sobre un tipo de comida que puntualizó es de servicio rápido y para nada comida basura. Con una inversión ambiciosa para España que supone un 20% del presupuesto del Departamento de Márketing y Comunicación para 2008, McDonald's invita a los clientes que así lo deseen a visitar las instalaciones de ESCA Food Solutions en Toledo, donde se elaboran todas las hamburguesas que se sirven a todos los restaurantes en España y Portugal.