Las aseguradoras de bonos MBIA (MBI) y Ambac (ABK) podrían verse obligadas a recaudar más capital o enfrentar casi con seguridad una rebaja en la calificación crediticia, afirman los analistas de CreditSights. Nuevos reveses en los superávit reglamentarios de capital de las compañías son "inevitables" en el segundo trimestre, señala la firma. CreditSights espera un continuo deterioro en el portafolio de valores hipotecarios de segundo derecho prendario de las aseguradoras. Debido a que esos títulos tienen una clasificación más baja en la estructura de capital, que los valores hipotecarios primarios, podrían observar pérdidas masivas en dependencia de como evolucione el ambiente de la vivienda. MBI y ABK se cotizaban con pocos cambios.