Martinsa-Fadesa registró pérdidas de 85,1 millones de euros en el primer trimestre del año, un 37,5% más que en el mismo periodo del ejercicio pasado, informó hoy la compañía. La inmobiliaria atribuyó esta caída en sus resultados proforma a la fusión que dio origen al actual grupo durante 2007, que "se traduce en un mayor coste financiero, y por el efecto efecto contable de la revalorización de las existencias de la compañía tras la adquisición de Fadesa". Así, descontando estos factores, la actividad de la compañía presidida por Fernando Martín arrojó un resultado positivo de 1,7 millones de euros. Los ingresos de Martinsa-Fadesa en el primer trimestre alcanzaron los 129,9 millones de euros, un 60% menos en términos contables comparables a los de igual periodo del año anterior.