Los tres grupos que aspiran a la compra de Iberia: el consorcio encabezado por TPG y BA, Gala Capital y empresarios con el ex-presidente del INI, Javier de Salas a la cabeza, esperan mantener reuniones en los próximos días con Caja Madrid para exponer y conocer la situación de la venta. Los potenciales compradores de Iberia han tenido que cambiar de estrategia, después de conocerse que la caja madrileña tiene opción para controlar haste el 23,42% del capital de la aerolínea.
Fuentes próximas a la operación indicaron que los interesados en la compra han tenido que cambiar de estrategia ante las ofertas lanzadas por Caja Madrid por el 7,07% que tiene el BBVA y por el 6,42% de Logista, con lo que la entidad financiera madrileña llegaría a tener el 23,42% al sumarse al 10% que ya poseía del capital de Iberia. Las mismas fuentes han destacado que British Airways ha mantenido ya conversaciones con Caja Madrid, para aproximar posturas, aunque estos encuentros no se han llevado a cabo a nivel del consorcio formado por TPG, BA y Vista Capital, Ibersuizas y Quercus. No obstante, y aunque en el mercado se especula con la posibilidad de que TPG retire su intención de lanzar una oferta a 3,60 euros, las fuentes de la operación consultadas por Efe indicaron que "Texas Pacific Group está a la espera de lo que decida BA". El consorcio, por su parte, no quiso hacer ningún comentario al respecto, aunque sí matizó que la oferta que se haga por Iberia debe ser "amistosa". Fuentes del sector han destacado a Efe la importancia que tiene el carácter amistoso de la oferta, ya que de no ser así no podría prosperar, e incluso se ha señalado la posibilidad, "remota" de que al final no exista ninguna oferta. En cuanto a Gala Capital, que ayer envió una nueva comunicación a Iberia reiterando su interés por lanzar una oferta por el cien por cien de la aerolínea, confía en mantener una reunión con el presidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, para presentarle el plan industrial y de futuro de la aerolínea. Gala Capital reiteró ayer la solicitud de acceso a información de carácter fiscal, legal y contable, realizada el pasado 15 de noviembre. Gala Capital anunció el pasado 15 de noviembre su intención de comprar la aerolínea con un valoración de pago de entre 3,6 y 3,9 euros por acción, lo que daría una horquilla de coste de la operación de entre 3.430 y 3.716 millones de euros. Este fondo de capital cuenta con la presencia de Manuel Jove, ex propietario de Fadesa, así como con algunas entidades financieras entre las que se encuentra la BBK, con Xabier de Irala a la cabeza, del presidente y dueño de Globalia, Juan José Hidalgo, y de Alicia Koplowitz, cuya sociedad Omega capital tiene un 20% en uno de los fondos de Gala. El tercer candidato que ha mostrado públicamente su intención de adquirir Iberia, es el formado por un grupo de empresarios con el ex-presidente del INI, Javier de Salas a la cabeza, y junto al que se encuentran José María Castellanos, ex-consejero delegado de Inditex, y Miguel Zorita, ex-presidente de Deloitte, así como la presidenta de Barcel Euro, Liliana Godia, Félix Revuelta, dueño del Grupo Kiluva, y Alberto Costafreda, ex-propietario de Panrico. Un portavoz de este grupo indicó a Efe que están a la espera de reunirse con Caja Madrid, y que aunque "depende de la agenda de Miguel Blesa", confían en que como muy tarde sea en un plazo de quince días. Todas estas reuniones con Caja Madrid buscan exponer al principal accionista de Iberia, si no se presenta por parte de los otros accionistas, British Airways (10%), El Corte Inglés (2,9%) y varios fondos y entidades financieras (0,64%), una oferta en base al derecho de tanteo por el porcentaje de Logista y BBVA, antes del próximo miércoles.