La demanda de bienes duraderos en Estados Unidos disminuyó por tercer mes consecutivo en marzo, lo que sugiere que aún no está cerca el final de la desaceleración que afecta al sector manufacturero y a la economía en general. Los pedidos de bienes duraderos disminuyeron un 0,3% el mes pasado a un monto ajustado por factores estacionales de 212.200 millones, informó el jueves el Departamento de Comercio. Los expertos esperaban subidas del 0,1%, por lo que el dato es mejor de lo previsto.