El gigante de moda sueco Hennes & Mauritz  anunció el martes que sus ventas comparables descendieron en noviembre más de lo previsto marcando la séptima caída mensual consecutiva. Sin embargo, en diciembre se ha registrado una mejoría. Las ventas del último mes del año "tuvieron un inicio satisfactorio, con un alza del 11% en las dos primeras semanas" en comparación con el mismo periodo del año anterior.
La crisis económica mundial ha afectado al consumo y, por ende, a los grupos de moda de todo el globo. Además, no se espera que el gasto se recupere a corto plazo en la medida en que el desempleo siga en la senda alcista.

H&M, el tercer grupo de moda por detrás del estadounidense Gap  y la española Inditex, dijo que las ventas comparables de noviembre cayeron un 9%, más de lo que esperaban los analistas.

Las ventas totales de noviembre de H&M, que incluyen las nuevas tiendas, crecieron un 1% en noviembre, también por debajo de lo que esperaban los analistas. H&M sólo publica los porcentajes de crecimiento o caída de ventas pero no da cifras absolutas de ingresos.