La Semiconductor Industry Association, o SIA por sus siglas, redujo su panorama para el crecimiento de las ventas mundiales de semiconductores. La asociación ahora prevé que las ventas crezcan a una tasa anual del 6,1% hasta finales del 2011. En noviembre la asociación había pronosticado un ritmo de crecimiento anual del 7,7% hasta finales del 2010. Se atribuye gran parte del recorte a la fuerte competencia dentro del mercado de los chips de memoria, los cuales representan el 20% de las ventas de semiconductores, y la resultante erosión en los precios. La asociación prevé que las ventas de semiconductores suban un 4,3% en el 2008, a un total de US$266.600 millones, frente a su anterior proyección de un incremento del 7,7%. Si se excluyen los productos de memoria, se prevé que las ventas crezcan un 7,4% en el 2008.