Las cajas de ahorro cerraron 2009 con un saldo vivo de depósitos de 248.269 millones de euros, un 1,58% menos que hace un año, mientras que los bancos alcanzaron 107.222 millones de euros, un 9,3% menos, según datos del Banco de España recogidos por Europa Press.