Las aerolíneas europeas transportaron un total de 156,1 millones de pasajeros en los seis primeros meses de 2009, lo que representa un descenso del 9% respecto al mismo periodo del año anterior, según los datos difundidos hoy por la Asociación de Aerolíneas Europeas (AEA). El factor de ocupación se situó en el 73%, con una caída de 2,1 puntos porcentuales.