Las acciones de la compañía de fondos privados Blackstone subían más de un 20% en su debut en el mercado, después de que su precio de salida se fijase ayer en 31 dólares, el máximo de las previsiones. Las acciones comunes de la emisión escalaban hasta los 37,49 dólares tras la apertura de la bolsa de Nueva York, un 21% sobre el precio de la oferta pública inicial de la compañía. Varias de las operaciones electrónicas previas a la apertura del mercado regular fueron canceladas, después de que las acciones subieran hasta un 45%.